El sentido de la vida

Posted in Beyond the Basics on 9 de Marzo de 2017

By Gavin Verhey

When Gavin Verhey was eleven, he dreamt of a job making Magic cards—and now as a Magic designer, he's living his dream! Gavin has been writing about Magic since 2005.

Al comienzo de una partida de Magic contáis con 20 vidas. Vuestro oponente utilizará su arsenal de hechizos y su desfile de criaturas para intentar reducir a escombros vuestro total de vidas y dejaros a 0, reduciéndolas poco a poco desde las 20 iniciales.

Pero ¿y si esa cuenta atrás no tuviera por qué ser siempre idéntica?

Aquí es donde entra en juego la ganancia de vidas.

Incrementar nuestro total de vidas tiene cierto atractivo inherente. Para empezar, a los seres humanos nos encanta ver números que crecen. Da igual que se trate de nuestra cuenta bancaria, de nuestros niveles y estadísticas en un juego de rol o de nuestro total de vidas en Magic: contar con una mayor cantidad de algo siempre resulta gratificante.

Sin embargo, lo más importante es otra cuestión. Si quedarse a 0 significa perder, no cabe duda de que debéis hacer lo posible para evitar que suceda. Al oponente le resultará mucho más difícil derrotaros si tenéis 42 vidas en vez de 20.

¿Cuánta razón tiene ese argumento? Bueno, es un asunto relativo. Como jugadores, probablemente hayáis oído todo tipo de opiniones sobre la ganancia de vidas. Tal vez os hayan dicho que es fantástica. O quizá os hayan comentado que es horrible. ¿En cuál de estos extremos deberíais creer como jugadores de Magic que sois?

Pues en ninguno de ellos, a decir verdad.

Como siempre, la clave está en saber informaros y tomar las decisiones óptimas con la información de la que dispongáis. Por eso, hoy quiero daros algunos consejos para hacerlo como es debido.

Es vuestra vida

Cuando mucha gente empieza a jugar a Magic, la ganancia de vidas llama su atención inmediatamente. Por esa razón, las cartas de ganancia de vidas están un poco estigmatizadas. Tantos años viendo a principiantes que incluyen ese tipo de cartas en sus mazos y observando a jugadores con más experiencia que les recomiendan dejar de usarlas ha creado este bucle de información.

Hay bastante razón en este fenómeno, porque la ganancia de vidas tiene un problema: no ayuda a ganar la partida.

La ganancia de vidas ayuda a no perder, pero no perder es muy distinto de ganar.

Suponed que lanzáis una Bendición de capellana para ganar 5 vidas.

Habéis gastado una carta que no ha influido en el estado de la mesa ni ha afectado en lo más mínimo a la estrategia del oponente. A menos que esas 5 vidas eviten que el adversario realice un ataque letal (y que no pueda hacerlo más tarde, igualmente), esa ganancia no tendrá repercusión alguna en la partida.

Hagamos un breve ejercicio de razonamiento. Imaginad que tenéis una criatura cualquiera, incluso una 1/1 por un maná.

Si esa criatura llegase a bloquear tanto daño como las vidas ganadas con la Bendición de capellana, habrá sido igual de útil. Si lograra bloquear más daño, ¡sería incluso mejor que ese hechizo de ganancia de vidas!

Además, las criaturas pueden desempeñar muchas otras funciones: atacar, mantener a raya a las criaturas enemigas, utilizar sus habilidades... En cambio, los hechizos de ganancia de vidas solo pueden hacer una cosa.

Toda carta que incluyáis en vuestro mazo os costará no incluir otra carta. Si la Bendición de capellana apareciese por arte de magia en vuestra mano como favor de un Planeswalker, la cosa cambiaría. Sin embargo, la realidad es que la robaréis a costa de no robar otra carta que probablemente sería más útil.

Incluso si se diera esa situación en la que 5 vidas marcasen la diferencia entre sobrevivir o sucumbir, ¿cuántas veces tendría que ocurrir para justificar todas las ocasiones en las que no suceda? Es mucho más probable que cualquier otra carta de vuestros colores elegida al azar en la base de datos resulte más útil. Las ocasiones en las que la ganancia de vidas puede ser vuestra salvación no justifican todas las veces en las que no sirve de nada.

En resumen, la gente tiene razón cuando os dice que la ganancia de vidas es mala y no deberíais utilizarla.

Mm... ¿Verdad?

Qué bello es vivir

En realidad, no siempre es cierto.

Durante sus inicios en Magic, muchos jugadores oyen decir que la ganancia de vidas no es útil. Eso hace que nunca se planteen sacarle partido y que infravaloren las cartas de ganancia de vidas que son buenas. Hay muchas cartas increíblemente eficaces que permiten conseguir vidas adicionales.

Si la única criatura que conocieseis fuera el Cadete ansioso, sería bastante injusto decir que las criaturas son malas y no merecen la pena. ¡Es que es una simple 1/1 sin habilidades! Hay muchísimas criaturas mejores que esta carta.

Con la ganancia de vidas ocurre lo mismo.

Cuando evaluéis una carta que os proporcione vidas, debéis fijaros en diversos aspectos. Os diré cuáles son los cuatro factores principales por los que una carta de ganancia de vidas puede ser interesante:

1. La carta hace más cosas aparte de dar vidas

La ganancia de vidas es más útil cuando se trata de un beneficio adicional que ayuda a ponerse por delante. Estas cartas no solo proporcionan vidas, sino que cumplen varios propósitos.

Una categoría clásica de este tipo de cartas son las criaturas que permiten ganar vidas.

Estas criaturas son excelentes para atacar o bloquear y ofrecen el valor añadido de proporcionar algunas vidas. Normalmente, una 3/2 por tres manás no es una criatura muy útil, pero las vidas adicionales y su capacidad para regresar de entre los muertos catapultan su nivel de eficacia.

Las criaturas no son las únicas que proporcionan vidas como beneficio adicional.

Estos dos hechizos dan vidas, además de tener algún otro efecto. Como veis, ambas cartas son poderosas, ya que permiten ponerse por delante en la carrera de recursos. En estos casos, la ganancia de vidas se suele grapar a otros efectos buenos.

¿Sabéis cuál es el más interesante? Robar cartas. Porque ¿qué es lo malo de gastar todo el maná y sacrificar tempo para conseguir más cartas? Perder la partida antes de poder utilizarlas. La ganancia de vidas combate ese problema procurando que tengáis más turnos para lanzar vuestros mejores hechizos.

También hay algunos hechizos de ganancia de vidas con el beneficio de robar una carta al usarlos. Esos hechizos pueden ser convenientes, porque solo os cuestan tempo y no os ponen en desventaja de cartas. Si tienen algún otro efecto o su coste es bastante bajo, pueden ser buenas opciones.

Incluso hay tierras que dan vidas. Su ventaja es que no cuestan una carta, porque siempre es necesario jugar tierras. En algún momento dado, esa ganancia de vidas prácticamente gratuita podría tener relevancia.

En definitiva, este es el factor más importante para una carta de ganancia de vidas.

2. La carta es útil en un enfrentamiento específico

Contra algunos mazos, lo único que hace falta es sobrevivir el tiempo suficiente para ganar. En esos enfrentamientos específicos, la ganancia de vidas puede ser una ventaja enorme.

Imaginad que os enfrentáis a un mazo Burn centrado en arrojar Descargas de lava y otras cartas de un solo uso directamente contra vosotros. Toda su estrategia se basa en gastar sus chispas para derrotaros lo más pronto posible.

Entonces, en el segundo turno ganáis 8 vidas.

No solo habéis compensado dos o tres cartas del oponente con una de las vuestras, sino que habéis conseguido un montón de tiempo para desarrollar vuestro plan de juego. Por supuesto, esos turnos adicionales pueden traducirse en más hechizos de ganancia de vidas, lo que pondrá a vuestro oponente en una situación cada vez más difícil.

Las cartas de ganancia de vidas son un banquillo excelente contra mazos cargados de chispas. También pueden ser eficaces contra mazos agresivos basados en criaturas, aunque en esos casos es preferible utilizar removal o criaturas capaces de frenar a las del oponente. Si vuestro adversario usa fuentes de daño reutilizables, como criaturas, la ganancia de vidas es mucho menos eficaz.

3. La carta os da una cantidad de vidas enorme

Por supuesto, algunas proporciones entre el coste de maná pagado y las vidas obtenidas pueden lograr que una carta sea especialmente atractiva. Si hubiera una carta que proporcionara 100 vidas a cambio de un maná blanco, incluso habría que plantearse incluirla en el mazo principal.

Esa carta sería una locura, desde luego, pero de vez en cuando aparecen cartas que ofrecen una ganancia de vidas muy elevada. Fijaos en estos dos ejemplos de tiempos remotos:

La Mártir de las arenas proporciona una cantidad de vidas demencial. Por dos manás, uno para lanzar la criatura y otro para sacrificarla, no era nada raro ganar 12 o más vidas con esta carta común (y no nos olvidemos de que la Proclama de renacimiento podía regresarla al campo de batalla... Seguro que en alguna parte del mundo hay un mirror de Estándar con Mártires de las arenas que todavía no ha terminado).

El Pulso de los campos tiene la ventaja de que no lo perdéis si lo usáis bien, así que puede proporcionar un montón de vidas en el transcurso de una partida. Si lo incluís en un mazo que no tenga intención de atacar mucho, esta carta puede ayudaros a volver a 20 vidas con facilidad.

4. El mazo gira en torno a la carta

Hay algunas cartas peculiares que os recompensan por ganar muchas vidas. ¡Construir mazos basados en ellas puede ser muy divertido!

Si lleváis cartas de este estilo en vuestra baraja, está claro que necesitáis herramientas para ganar vidas. Invertir cartas en ganar vidas es mucho más aceptable cuando eso os proporciona algún otro beneficio.

Recordad que necesitáis algún tipo de recompensa por ganar vidas. No basta con dedicarse a hacer eso y decir que habéis construido un mazo "de ganar vidas". Si dedicáis todos vuestros turnos y recursos a ganar vidas, lo más probable es que el adversario tenga la inevitabilidad. Es importante incluir cartas que os proporcionen beneficios por ganar vidas, como el Felidar soberano o el Acuerdo angelical.

La vida es así

Al igual que ocurre con muchos otros aspectos de Magic, la ganancia de vidas puede ser adecuada o incorrecta para vuestra estrategia dependiendo de cuál sea vuestro objetivo. Lograr un equilibrio correcto entre ganancia y pérdida de vidas puede ser la clave para una estrategia.

¿Pérdida de vidas? Bueno, eso es un tema para otro artículo.

Hasta entonces, aquí concluye este artículo sobre la ganancia de vidas. Si tenéis alguna pregunta o comentario al respecto, me encantaría recibirlos. Podéis contactar conmigo cuando queráis a través de Twitter y Tumblr o enviándome un correo electrónico en inglés a BeyondBasicsMagic@gmail.com.

Espero que estos consejos ayuden a enriquecer vuestra vida en Magic y vuestro total de vidas. ¡Aplicadlos a vuestras estrategias, retocad vuestros mazos y divertíos!

Nos vemos la semana que viene,

Gavin
@GavinVerhey
GavInsight

Latest Beyond the Basics Articles

BEYOND THE BASICS

20 de Julio de 2017

El toque de la muerte by, Gavin Verhey

Cuánto han cambiado las cosas desde los tiempos del Basilisco de maleza. Esta criatura nació en Limited Edition (Alpha) y tenía una especie de versión primitiva de toque mortal que dej...

Learn More

BEYOND THE BASICS

13 de Julio de 2017

Cómo draftear el banquillo by, Gavin Verhey

Cuando oís la palabra "banquillo", seguramente penséis en mazos de 60 cartas, en esas horas dedicadas a pulir vuestra minuciosa selección de quince cartas que podéis reemplazar entre part...

Learn More

Artículos

Artículos

Beyond the Basics Archive

¿Quieres más? Explora los archivos y sumérgete en miles de artículos sobre Magic escritos por tus autores favoritos.

See All